En nuestros dispositivos la verificación en dos pasos de WhatsApp es un punto que nos puede reforzar la seguridad a todos.

Es por eso que las aplicaciones más famosas y de las más utilizadas se actualizan periódicamente para mejorar su vulnerabilidad, y el ultimo en hacerlo de manera total ha sido WhatsApp.

WhatsApp como aplicación de mensajería instantánea ha renovado su seguridad de forma opcional, pudiendo activar la verificación en dos pasos para todos sus usuarios. Esta opción estaba disponible de prueba o Beta, pero llego la hora de preguntarnos por qué activar la verificación de WhatsApp y la razón es bien sencilla.

¿El por qué debemos realizar la verificación en dos pasos de WhatsApp?

Activado la verificación de dos pasos, así impediremos que cualquiera pueda remplazar nuestra identidad. Esa es la razón. Al iniciar una sesión en WhatsApp cosa que se sucede cada vez que reinstalamos la aplicación en nuestro dispositivo o que cambiamos del mismo estamos expuestos a que nos pueda reemplazar nuestra identidad. Con la implantación de este sencillo sistema como el del código evitaremos este tipo de problemas, ya que no solo tendremos que verificar nuestro número sino introducir el código que solamente nosotros conocemos.

 

Aunque a simple vista pueda parecer una función algo inservible si algún día te substraen el teléfono o cualquier tipo de dispositivo agradecerás tener una seguridad extra. Es tan simple como recordar un código de seis dígitos (y que no sea los típicos 123456…). No es un proceso demasiado complejo y puede evitarte más de una complicación. Activarlo es muy fácil y lo único que debes de hacer es introducir de vez en cuando tu código para verificar que somos nosotros de verdad.

 

dos pasos de WhatsApp

 

Puedes activar la verificación en dos pasos de WhatsApp dirigiéndonos a “Ajustes” y después a “Cuenta”. Allí entonces accedes a “Verificación en dos pasos” y introduces el PIN que prefieras. Una vez que lo hayas hecho tienes activada la nueva capa de seguridad, y en ese punto tienes que recordar los seis dígitos. Es un proceso que no supone ningún esfuerzo y te evita algún que otro disgusto con tu cuenta de WhatsApp.